En muchas ocasiones, para no ser absolutista y decir que todas, he chocado con esa dura pared de realidad que se erige, majestuosa, con ladrillos hechos de la realización de que algo que he publicado con anterioridad ya no es válido, ya no es lo que pienso, resultó no ser como me atreví a predecir: que han evolucionado, en definitiva, mis puntos de vista.

Y mi pregunta es entonces: ¿Deberíamos dejar los escritos reposar por cierto tiempo, meses quizás, para luego regresar a ellos con una mirada más crítica, con más datos sobre el tema, con más madurez del pensamiento, y finalmente evaluar si son todo lo correcto que necesitan ser para compartirse con el mundo? ¿O es que acaso deberíamos publicar en caliente, mostrar nuestras emociones de la forma más vívida posible, y así dibujar con el paso del tiempo el camino que nos ha traído hasta el punto en que estamos hoy?

Porque veo hoy, en la fecha aniversario donde se cumple un año exacto desde la primera publicación en este blog, con claridad el camino recorrido, no puedo más que preguntarme si ¿acaso no será ese el indicio que alerta dónde se separa lo personal de lo público, lo correcto de la especulación?

¿Que crees tu?

⋇ ⋇ ⋇ ⋇ ⋇

Gracias por leer el post. No dudes en enviarme un correo para cualquier comentario, o para compartir tu punto de vista 😉: contact@poview.org